Carillas dentales, ¿en qué casos están recomendadas?

Las carillas dentales son uno de los tratamientos más demandados para mejorar la estética de la sonrisa. Es por ello, que desde ICOEV te desvelamos en qué casos están recomendadas y te ayudamos a descubrir si eres un paciente apto para usarlas.

Tal y como asegura la American Dental Association (ADA) las carillas dentales son un tratamiento muy utilizado para mejorar la estética de la sonrisa, aunque eso sí, si tienes pensado realizar este tratamiento debes tener en cuenta que es irreversible, ya que es necesario eliminar una pequeña cantidad de esmalte dental para poder colocarlas.

Se trata de un tratamiento totalmente personalizado y realizado a medida en función del color y la forma del diente del paciente, por eso recomendamos que acudas a un profesional especialista en estética dental para conseguir los resultados esperados.

¿Puedo realizarme un tratamiento de carillas dentales?

A pesar de que las carillas dentales, ya sean de porcelana o composite, están cada vez más demandadas, lo cierto es que no todos los pacientes son aptos para llevarlas.

Desde la ADA nos indican que preguntas debes hacerte antes de decidirte a realizar un tratamiento de carillas dentales.

  1. Tengo bruxismo, ¿puedo colocar carillas dentales?. Los pacientes con bruxismo no deben someterse a este tipo de tratamientos, ya que las carillas pueden astillarse con facilidad. Antes de realizar este tratamiento deben solucionar el bruxismo que presentan.
  2. ¿Necesito realmente un tratamiento de carillas?. Si quieres mejorar la estética de la sonrisa, consulta a tu dentista si existen otros tratamientos más conservadores a través de los cuáles llegar a los mismos resultados.
  3. ¿Cómo puedo obtener un resultado natural? La clave de un buen tratamiento de carillas dentales es la naturalidad. Es por ello que te recomendamos escoger un color muy similar al de tus dientes

¿Cuándo debo utilizarlas?

Ahora que ya sabes si puedes, o no, someterte a un tratamiento de carillas dentales, te desvelamos sus principales usos en la odontología, según la Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA).

  • Corrección de la forma dental: En ocasiones los dientes tienen formas irregulares, algo que compromete gravemente la estética del paciente. Es por ello que las carillas dentales, en ocasiones, es la mejor opción para igualar todos los dientes y conseguir una sonrisa más equilibrada y armoniosa.
  • Para blanquear los dientes con tinciones: a veces, el blanqueamiento dental resulta insuficiente para conseguir los resultados deseados por los pacientes que sufren tinciones por tetraciclinas, es por ello que muchos de ellos acaban optando por las carillas dentales.
  • Cerrar espacios negros provocados por la enfermedad periodontal: Las carillas son una de las opciones más recurrentes a la hora de tratar los espacios negros interdentales producidos por la enfermedad periodontal
  • Reparar traumatismo dental: Las carillas también se emplean para reparar dientes agrietados o astillados por algún accidente. Gracias a este tratamiento se consigue darle a la sonrisa un aspecto más joven y cuidado.

Recuerda que tu dentista puede ayudarte a elegir qué tratamiento es mejor para llegar a tus objetivos estéticos.


CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this page